Ir al contenido principal

ESTAR "DEPRE"







“Estar depre” es una expresión cada vez más escuchada en nuestros días. De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), la depresión se convertirá en el 2020 en la segunda causa de discapacidad en el mundo. Al igual que el estrés, son más las mujeres que sufren depresión (por cada dos mujeres, un hombre), lo cual pareciera estar asociado a diferentes factores, entre ellos el factor hormonal pero también y muy importantemente, la educación y las expectativas sociales hacia la mujer.

Existen diferentes grados y expresiones de depresión: existe la depresión reactiva, que es la tristeza y malestar que acompaña a una persona que ha sufrido una pérdida; la depresión estacional, que como su nombre lo indica se asocia a determinadas estaciones del año, comúnmente el invierno y que es resultado tanto de la disminución de luz durante esa época como de sentimientos encontrados en relación a los acontecimientos propios de la misma (festividades); la depresión postparto, que sufren las mujeres después de dar a luz, etc. Existen depresiones “transitorias” de las cuales la persona sale “por sí misma”. Estos cambios pasajeros de estado de ánimo no corresponden por sí mismos a una depresión. La “depresión clínica” es un estado en el que la persona requiere ayuda profesional para salir de él.

¿Cómo saber si sufres depresión? Si presentas por lo menos cinco de los nueve síntomas que aparecen a continuación por un periodo de al menos dos semanas seguidas, debes acudir con un especialista:

1)   Te sientes muy triste, desganado, vacío
2)   Has perdido el interés por las actividades que anteriormente te eran placenteras (por ejemplo, el sexo)
3)   Comes muy poco o demasiado, has bajado o aumentado de peso
4)   Tienes problemas para dormir, sea porque duermes muchas horas o por el contrario, no logras dormir
5)   Pareciera que actúas como en “cámara lenta”, sientes el cuerpo pesado, o por el contrario, te sientes intranquilo, nervioso
6)   Te sientes fatigado, con poca energía
7)   Te sientes culpable, impotente o inútil respecto de alguna situación particular o en general
8)   No puedes concentrarte  ni recordar los pendientes del día, y se te dificulta tomar decisiones simples
9)   Piensas en la muerte o en el suicidio

Otros síntomas de la depresión pueden incluir irritabilidad, angustia, mal humor, dolor de cabeza, espalda o malestar físico en general.  La persona deprimida, señala la Dra. Asunción Lara “ha perdido las esperanzas de lograr sus metas, ve el futuro negro y se siente incapaz de hacer frente a las situaciones diarias”.

Otra característica importante de las personas deprimidas es su manera de pensar, la cual se caracteriza por:

-       Poner más atención a los acontecimientos negativos de la vida, por ejemplo, a las cosas malas que le suceden y no a las buenas
-       Exagerar sobre hechos o situaciones que no son relevantes, por ejemplo, si confundió el nombre de una persona
-       Ser demasiado exigente consigo misma,  o reconociendo pocas veces lo que ha hecho bien
-       Culparse a sí misma de cualquier situación, este en su ámbito de control o no, por ejemplo, culparse de un accidente o desastre

De acuerdo al Instituto Nacional De Salud Mental (NIMH)

-       Una de cada cuatro mujeres experimentara depresión severa en algún momento de su vida
-       La depresión es el numero uno de discapacidad en la mujer
-       Las mujeres casadas en general experimentan mas depresión que las solteras, y es común entre las madres jóvenes que deben quedarse en casa con niños pequeños
-       Las mujeres que han sufrido abuso físico o sexual están en riesgo mayor de sufrir depresión
-       Existe una importante correlación entre los trastornos de alimentación y la depresión

Por lo anterior, si tu “estar depre” es pasajero, es posible que puedas salir sin dificultades, pero si además de los síntomas mencionados, has pasado mucho tiempo sintiéndote de esa manera, cuidado. La depresión puede traducirse en dolor, o en problemas tan serios como un accidente cerebro vascular, un infarto o un suicidio.



Si te encuentras en esta situación, te podemos ayudar.

Brindamos orientación individual y grupal de acuerdo a tus necesidades.




Comentarios

Entradas populares de este blog

HISTORIAS DE RESILIENCIA: NELSON MANDELA

La semana pasada falleció uno de los líderes más importantes y respetados de nuestros tiempos: Nelson Mandela, Madiba, como le llamaban cariñosamente fue una figura reconocida no solo por su gran carisma y liderazgo, sino también por su capacidad para afrontar grandes adversidades a lo largo de su vida, es decir, su resiliencia personal.

Quizá la más conocida de las adversidades que tuvo que afrontar, fue la de pasar 27 años en prisión, por motivos políticos,17 de ellos en Robben Island y los 10 restantes en diferentes prisiones,pero sin que ello causará aparente mella en su ánimo pues se dice, que a pesar de estar recluido en condiciones precarias, en las ocasiones en las que se le permitía salir de su celda, él agradecía de buena gana a sus celadores y les bendecía.
Pero su rebelión en contra del Apartheid, que le valiera haber pasado una tercera parte de su vida en prisión, no fue la única adversidad que tuvo que afrontar: el divorcio de Winny, su esposa, se dice por infidelidad de …

HISTORIAS DE RESILIENCIA: FRIDA KAHLO

Si hay una mujer en la historia de México reconocida por su arte es Frida Kahlo. Magdalena Carmen Frida (así se llamaba) quien plasmó en todas sus obras no solo el dolor sino su visión del mundo aprendió a ser resiliente desde niña.
Las secuelas de poliomelitis la hicieron objeto de las burlas de sus compañeras, situación que según sus biografías le hacia llenarse de rabia, pero también la motivó a redoblar sus esfuerzos para ser la mejor: lo mismo nadaba que corría o andaba en bicicleta; algunos de esos comentarios le lastimaban, y cómo no hacerlo, cómo acostumbrarse a un defecto físico, si todo el tiempo se lo recordaban.
Fue el amor de su padre Wilhem (Guillermo) lo que la impulsó a salir adelante, no por que carecería del de su madre, pero que debido al carácter rígido de ésta, la relación con el primero le era mucho más cercana. Wilhem dispuso que recibiera rehabilitación y la inscribió, a pesar de las protestas de su madre, a la Escuela Nacional de Preparatoria, que en aquel enton…

MANOS FRIAS: CORAZÓN ARDIENTE?

Seguramente has escuchado este dicho. Se dice de una persona aparentemente fría, pero que en el fondo puede ser apasionada. Pero la realidad de tener las manos frías dista mucho del dicho, y aquí queremos explicártelo.

Tener las manos frías no es solo una sensación bastante incómoda, sino también puede ser signo de un problema circulatorio. En ocasiones, tener la temperatura muy por debajo de los 36.5 grados (la temperatura normal del cuerpo) puede llegar a constituir un problema serio.

El Síndrome de Raynaud, por ejemplo, es un desorden o alteración, que se caracteriza por la pérdida de la coloración de las yemas de los dedos, pies y otras partes del cuerpo. Este fenómeno es resultado de una vasoconstricción, es decir, la reducción o adelgazamiento de los vasos sanguíneos, con lo cual, la circulación de la sangre y por ende, el calor, no llega a las extremidades y debido a ello, la temperatura de las manos y los pies puede disminuir considerablemente.

En ocasiones, el Síndrome de Ra…